Fideicomisos

¿Qué es?

El fideicomiso es un negocio Jurídico en virtud del cual una persona transfiere a título de confianza a otra persona una serie de bienes, para que al vencimiento de un plazo o al cumplimiento de una condición, este último transmita la finalidad o el resultado establecido por el primero, a su favor o a favor de un tercero.

¿Quiénes intervienen?

  • La persona que transmite los bienes es el fiduciante o fideicomitente y es pues, quien constituye el fideicomiso.
  • La persona que recibe el patrimonio fideicomitido para llevar a cabo la voluntad del fiduciante es el fiduciario.
  • El beneficiario es la persona o personas, bien física o bien jurídica, en cuyo favor se ejerce la administración de los bienes fideicomitidos.
  • El fideicomisario es quien recibe el patrimonio fideicomitido una vez que se ha extinguido el fideicomiso.

Principales tipos de fideicomiso

De garantía:

Se utiliza para garantizar algún tipo de pago o cláusula de cumplimiento.
Mediante este tipo de fideicomiso, el fiduciante transfiere la propiedad de unos bienes a un fiduciario para garantizar con ellos o con lo que produzcan, el cumplimiento de ciertas obligaciones, a cargo del fiduciario o de un tercero. Se designa como beneficiario al acreedor o a un tercero, en cuyo favor, en caso de incumplimiento, se pagará la obligación garantizada.

De inversión:

Tiene por finalidad la inversión de recursos financieros, en títulos valores de alta liquidez y seguridad, ya sean de renta variable o fija, en un portafolio diversificado a fin de obtener rendimientos financieros acordes con el mercado y siempre teniendo en cuenta el perfil de riesgo y retiro de los activos y las necesidades de ahorro del cliente.

De administración:

En el fideicomiso de administración, el fiduciante entrega el patrimonio al fiduciario (persona física o jurídica) para su administración, gestión, seguimiento y desarrollo del proyecto.
La función de este tipo de fideicomisos es optimizar el manejo y el control operativo de una serie de activos (dinero, acciones, etc), mediante la constitución de un patrimonio autónomo destinado a cumplir una finalidad específica en un plazo de tiempo previamente determinado.

Más utilizado: fideicomiso testamentario

El tipo de fideicomiso más común en España es el conocido como testamentario, una variante del fideicomiso de administración por medio del cual l apersona que lo establece, pone a disposición del fideicomiso recursos para que sean entregados después de su muerte en condiciones previamente pactadas en el contrato de fideicomiso.
No se debe confundir con la sustitución fideicomisaria con la que tiene grandes semejanzas.

Este tipo de fideicomiso es muy utilizado por personas que poseen gran patrimonio con posesión de participaciones sociales y tiene grandes ventajas entre las que destaca el hecho de que el patrimonio fideicomitido es inembargable y se encuentra fuera de la masa concursal, además de tener incentivos fiscales y que puede emplearse para realizar cualquier tipo de fin que el fiduciante pueda idear siempre y cuando no constituya una conducta ilícita.